¿Qué tienen de especial los kilim?

Para que una casa resulte acogedora es importante decorarla con accesorios que aporten calidez y equilibrio a los distintos espacios de la vivienda. Aunque muchas personas prestan toda su atención a la decoración de la pared, no debemos olvidarnos del suelo. Por ejemplo, las alfombras son elementos que nos ayudan a vestir un poco más nuestra casa. Aportan confort y crean ambientes cálidos, elegantes y sofisticados. Como especialistas en la venta de alfombras turcas a precios económicos, nos gustaría aprovechar este post para hablarte de nuestro producto estrella: los kilim. ¿Sabes qué tienen de especial? ¿Podrías reconocerlos a simple vista? A continuación te damos todos los detalles sobre ellos.

Características de los kilim

Los kilim son una especie de alfombras de fabricación artesanal que proceden de Asia, Europa Oriental y África del norte. En concreto, las que nosotros comercializamos son turcas y persas, y todas ellas han sido tejidas a mano. La técnica que se utiliza para su elaboración es tan rudimentaria, que se considera una de las más antiguas del mundo. El término ‘kilim’, que se traduce en español como ‘no mezcla colores’, alude en parte a su particular modo de fabricación: Jamás se mezclan ninguno de sus colores. En el momento que se deja de tejer un dibujo, éste es rematado de manera meticulosa para comenzar el siguiente.

Los kilim se distinguen del resto de alfombras que puedes encontrar en el mercado por:

 

  • Su color: La viveza de los colores utilizados es una de sus principales señas de identidad.

 

  • Los materiales utilizados: Para la fabricación de nuestras alfombras personas a precios accesibles se han utilizado tejidos naturales como la lana, y a veces con el hilo de trama en seda cuando son los modelos más finos.

 

  • Técnica y proceso de fabricación: No presentan ningún tipo de nudo o pelo.

 

  • Estética: Como especialistas en alfombras turcas a precios ajustados, te recordamos que los kilim se caracterizan por llevar dibujos geométricos o florales con formas puntiagudas y colores vivos.

 

En la actualidad los kilim son ideales para crear ambientes de estética oriental y minimalistas. Además, tienen una amplia gama de aplicaciones: no solo se pueden colocar en el suelo, sino también en la pared a modo de tapices.

Si deseas adquirir un kilim recuerda que en Kilim-Age disponemos de un catálogo extenso con todo tipo de modelos que te encantarán.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *